BURGER WEEK

Tenía ratos de querer probar la burger de El Príncipe Gris pero muchas veces opté por otras de las opciones de su menú, quizá porque las consideré más típicas acompañantes de la cerveza: salchichas artesanales, pretzels, nachos. Ahora en el “burger week” puedo reflexionar que: una hamburger (¡nótese ese nombre tan alemán!) no debería ser menos adecuada para adecuadamente amortiguar una sesión cervecera, así que ¡démosle!


En la semana de celebración hamburguesa hay dos especialidades en el Biergarten de Príncipe Gris: una opción de hamburguesa con tarro de cerveza y otra de “sliders” (3 distintas mini burgers) más un sampler/flight con 3 tipos de cerveza lager.





Comienzo degustando la primera hamburguesa en todo su esplendor. Es una “signature burger” que pedí sin leer la descripción —Quería sorprenderme. Ver la peli sin antes de ver el trailer. Desde la primera mordida noto cosas buenas: fresco y esponjoso pan, torta de buen grosor hecha con carne de calidad.



La carne con su buena costra por fuera y un excelente punto de sal, además cocida a un perfecto término medio-rojo; dos características que no siempre vienen juntas. En una torta de éste grosor puede ocurrir que la carne está dorada por fuera pero viene muy cocida o seca por dentro. También hay tortas de buen término rosado o rojo por dentro que carecen de dorada costra en su exterior. Pero ésta tiene lo mejor de ambos escenarios y con ello la batalla está ganada.


Agregamos un lineup de complementos que acompañan cada mordida: queso suizo, tocino, cebollas caramelizadas, pepinillo hecho en casa, arúgula y alguna salsa especial que terminan de cerrar el trato y satisfacer a cualquier amante de las buenas hamburguesas, como yo.



La burger viene acompañada de una ensalada de papa estilo alemana. Me encantan las ensaladas de papa, especialmente en un lugares de cervezas. Refuerzan el concepto de Biergarten. Aquí probablemente le agregan un aderezo de vinagre con hierbas frescas—quizá también añaden cilantro además del tradicional perejil—ambas cosas me gustan de un lugar que logra dar giros creativos a platos tradicionales. La ensalada tiene ciertas notas ácidas que sirven para refrescar y brindar contraste ante los elementos grasos de la hamburguesa.


Es difícil decidir cuál de las tres lagers le queda mejor a la burger, pido casi al azar, guiándome por el antojo de la cerveza que quiero y sé que la burger acompañará bien a cualquiera de ellas.


La opción de sliders con sampler de cervezas (Pilsner Lager, Dunkel Lager, India Pale Lager) es de temporada, está buena para los que queremos probar bocadillos variados y beber de la misma forma.


Se podría asignar de pareja a cada lager con su respectivo slider. Pero creo que es más divertido probarlos al azar con cada una de las cervezas, para sentir las combinaciones y disfrutar las diferencias.


El primero es la versión slider de la hamburguesa de la casa. Me llamó la atención que a pesar de ser una torta de carne más pequeña sigue teniendo buen grosor y la carne conserva un delicioso término medio-rojo por dentro y doradita por fuera.


El segundo slider es de pulled pork. La carne braseada en cerveza, un crocante slaw, mostaza y pepinillo de la casa, hacen de éste slider otro excelente acompañante de cerveza. Me sorprendió lo bien que combina con la Pilsner Lager, a pesar que hubiese pensado que su mejor pareja sería la Dunkel… es lo bonito de degustar y experimentar.


Y el tercer slider es otro tipo hamburguesa, éste con toppings que lo hacen más parecido a una quesoburguesa clásica. Lleva queso cheddar, cebolla morada encurtida, mayonesa de chipotle y salsa de mostaza y Pilsner Lager. Trae a la mente una hamburguesa clásica bien preparada con ingredientes de calidad, lo que me hace reflexionar: ¿por qué no cerrar el círculo y hacer una versión de éste slider en un formato de hamburguesa de tamaño normal?… ¡se vale soñar!

27 views0 comments

Recent Posts

See All